May 30 2009

Historia vestimenta del Tenis (2)

Ellas También Juegan

Al comienzo del ‘lawntennis’, las mujeres de la rígida sociedad victoriana decidieron usar los modelos de las fiestas sociales en los jardines para jugar al deporte de moda.

Texto Pere Hernández
En la era victoriana, cuando el juego del lawn-tennis patentado por el mayor Wingfield en 1874 Lili Alvarezdesbancó de las preferencias al real-tennis, el juego con las nuevas raquetas, más ligeras y con una pelotas más blandas, era ya tema de conversación en las tertulias femeninas de la alta sociedad, aunque el deporte no era algo bien visto por las mujeres de la época, con una vida social gobernada por un riguroso código de etiqueta.

Las mujeres de la alta sociedad jamás habían sido consideradas para las prácticas deportivas al aire libre. ni las carreras pedestres bajo el sol del verano, ni cualquier actividad física que se practicara bajo el rigor de los rayos solares, eran bien vistos porque acababan bronceando la piel, factor este que era más propio de las clases trabajadoras. en aquellos finales del siglo XiX, había una gran presión social por aparecer perfectamente peinadas y delicadas, con piel blanca y elaborados sombreros y parasoles para protegerse del sol. el juego de moda entonces era el cricket.

Leer más: Historia vestimenta del Tenis (2)

May 18 2009

Historia vestimenta del Tenis (1)

El Imperio del Polo

Rene Lacoste

Dos iconos de la raqueta, el francés René Lacoste y el británico Fred Perry, convirtieron su vestimenta en uno de los objetos eternos de la moda mundial

Texto Pere Hernández
Es incuestionable que deporte y moda tienen en el polo su referencia histórica más fiel. El empuje social del tenis y dos ídolos nacionales de la raqueta como René Lacoste y Fred Perry fueron los responsables de que esa sencilla prenda irrumpiera en nuestras vidas. Sin desfilar por las pasarelas, sin trazos de carboncillo en los patrones de los modistas, el polo se convirtió en referencia. Si esa prenda llevaba bordada en la zona del corazón un cocodrilo o una corona de laurel, adquiría entonces la categoría de objeto eterno.

Los militares británicos, en plena colonización de India, golpeaban desde sus caballos con un mazo una pelota hecha con raíz de sauce que milenios atrás los persas bautizaron como pulu. Vestían pantalón de franela blanca, camisas abotonadas de manga larga, jerséis gruesos y corbatas de seda negra. Descubrieron que el rigor de un clima endemoniado por los monzones no tenía nada en común con el templado, moderado y lluvioso de su país.

Leer más: Historia vestimenta del Tenis (1)

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios. Si continuas navegando, consideramos que aceptas su uso.